Nos metieron un virus

Los reporteros de la fuente política de varios medios de comunicación vieron con sorpresa que, cuando abrieron un comunicado de prensa enviado por el PRI de la CDMx sobre la campaña de Mikel Arriola, éste contenía un par de fotos de una chica “en paños” menores.

Y no es que nos escandalicemos por un par de fotos algo subidas de color, lo que realmente escandaliza es el hecho de que el propio PRI salga a decir que “los jakiaron”.

En esta época en la que todo se hace vía medios electrónicos lo más común es que, cuando ocurre un error, el pretexto sea que fue un virus, un malware o de plano una irrupción el causante de todos los males.

Tal vez hace unas década podríamos habernos creído el pretexto, pero ahora, ni los niños de primaria se van con la finta de que fue culpa de “la malvada” tecnología.

Señores del PRI, reconozcan que a alguno de sus muchachos (que seguro gana apenas los mínimo indispensable para sobrevivir) cometió un grave error de mandar las fotos equivocadas por estar pensando en otra cosa. Eso no solo sería más apegado a la realidad si no que también demostraría que su partido está tratando de ser más honesto.

Lo peor de todo es que mientras los del tricolor ya le echaron la culpa a causas ajenas, el pobre chico encargado del correo ya debe de haber perdido su empleo.