AMLO deberá fijar posición sobre el coqueteo de la corrupción con Anaya

Andrés Manuel López Obrador y Morena deben aclarar si están a favor o no de la guerra sucia que se ha desatado contra Ricardo Anaya por parte del Gobierno federal, manifestó el secretario general del PRD, Ángel Ávila.

Anaya, de 39 años, se ha visto envuelto en una polémica por la venta de una nave industrial, propiedad de su familia, en Querétaro, por 54 millones de pesos (2,9 millones de dólares). Según la investigación que avanza la Procuraduría General de la República (PGR), para la compra se habrían usado recursos provenientes de una red encargada de lavado de dinero, orquestada por un empresario, Manuel Barreiro. El candidato del Frente exigió este domingo a la PGR que aclare si lo están investigando, mientras que la Fiscalía mexicana, por su parte, aseguró que el dirigente panista rechazó rendir declaración, aunque se le invitó a hacerlo.

Dijo que López Obrador está mostrando una doble moral, porque cuando le conviene avala las estrategias del PRI en la contienda electoral.

“Que fije posición López Obrador, porque cuando se utilizan instancias de la República con fines electorales, cuando se da lo que él sufrió con el desafuero, lo festina y se vuelve parte de la estrategia funcional del régimen.

“Al apoyar la estrategia el PRI, por lo que busca también es que Ricardo Anaya no lo alcance, porque las tendencias es que Ricardo Anaya lo va a estar rebasando”, afirmó el dirigente perredista.

Indicó que cuando le conviene se dice atacado o espiado por el Gobierno, pero muestra una actitud doble cuando extiende la mano para una amnistía.

“En 2016 vimos cómo utilizaron contra él a la PGR en el tema del desafuero, por lo que debería estar señalando que no pueden estar utilizando el ministerio público para tratar de sacar a la contienda a uno de los actores político electorales más importantes”, manifestó Ávila Romero.

En entrevista, declaró que mientras está en el olvido la carpeta de investigación de los sobornos de Odebrecht a la campaña del PRI en el 2012, que supuestamente ya estaba concluida a la salida de Raúl Cervantes, en el Gobierno federal se ha acelerado la indagatoria contra Anaya.

Dijo que se echó a andar a la PGR, a la unidad de Inteligencia Financiera de hacienda y al Servicio de Administración Tributaria en el caso contra Ricardo Anaya, a fin de mancharlo en la venta de una nave industrial, la cual, ha sido transparentada por el candidato del Frente.

Señaló que la actitud de crítica de López Obrador contra Anaya y el silencio sobre el uso político de la PGR, el candidato de Morena deja ver la estrategia “mancomunada” que hay con el tricolor.

“Vemos a López Obrador otorgando impunidad y el PRI ayudando a torpedear una campaña. Pensamos que debería tomar distancia de esta guerra sucia. Hemos dicho que en 2016 se utilizaron instituciones de procuración de justicia para promover su desafuero cuando era jefe de Gobierno.

“Y López Obrador está festinando lo que en su momento le hicieron. Esa es la doble moral de quien se dice juarista y hace alianzas con el partido de evangélicos”, condenó.